viernes, 3 de septiembre de 2010

Los nativos de Acuario




CAPÍTULO VII
LOS NACIDOS EN LOS DOCE SIGNOS

Los nativos de Acuario

Nacidos entre el 20 de enero y 19 de febrero

Los nativos de Acuario son de una naturaleza retraída y reservada, les
gusta ir solos y seguir su propio consejo más de lo que les conviene, porque si
esta inclinación de su naturaleza alcanza toda su extensión proporciona tendencia
a la melancolía y acaba por convertirlos en reclusos. Tienen unas maneras
pacíficas y sociales que les proporcionan muchos amigos, y la vida de sus
hogares es generalmente ideal. Están generalmente dotados de gran afección y
de una disposición dulce y bondadosa; siempre están dispuestos a ceder su
derecho en favor de un ser querido y dar su brazo a torcer en gracia de la
armonía. Además, como Acuario es un signo fijo, sus nativos son muy constantes
en sus afecciones así como en las demás cosas.
Acuario es un signo intelectual y los nacidos en él tienen generalmente una
buena mentalidad, debido a la regencia saturnina que les da profundidad a sus
mentes y el rayo de Urano les da intuición e inclinación hacia la ciencia, la
literatura y la filosofía. Tienen una persistencia inusitada en cualquier cosa que
toman entre manos y generalmente consiguen lo que se proponen a la larga.
Como quiera que Acuario es el signo 11º también se suman en él algunas de las
cualidades regidas por la 11ª casa; por lo tanto los nativos de Acuario son
generalmente muy bien queridos entre sus asociados y tienen muchos amigos.
Los nativos de Acuario son muy orgullosos y celosos de la amistad de los demás.
Su falta principal es que debido a las características saturninas son dados algún
tanto a la melancolía. Al igual que los nativos de Leo son muy fuertes en sus
gustos y simpatías, harán cualquier cosa por aquéllos que han conquistado su
afecto, pero se resienten de cualquier intento que se haga para mandarles y en
semejantes condiciones son tercos en extremo. En efecto, son muy fijos en su
actitud mental y una vez que han formado una opinión no cambian de ella tan
fácilmente. Son tan sensibles a las condiciones mentales que los rodean que éstas
afectan a su ser físico mucho más de lo que ellos suponen porque éste es uno de
los signos más sensitivos.

***

del libro "El Mensaje de las Estrellas" de Augusta Foss de Heindel y Max Heindel


No hay comentarios:

Publicar un comentario